La pizarra de Litox

Un blog de la Red de las Indias

Grupo de Cooperativas de las Indias

Platón y la programación orientada a objetos

En el siglo III a. C. Platón había conformado ya su teoría de las ideas, hoy nos sirve para explicar la programación orientada a objetos y nos ayuda a plantear las dudas sobre ésta, dudas que la filosofía tampoco supo responder en su momento, nos vamos a adentrar en este mundo de las ideas y a intentar desvelar sus secretos.

Según las ideas de Yegor Bugayenko, los buenos objetos en programación son una representación de los objetos en la vida real, por ejemplo no tendríamos un objeto Temperatura, si no más bien un objeto Termómetro que podríamos consultar, esta es la conclusión a la que se llega cuando extraes todo el pensamiento procedimental (procedural) de tu programación y te centras en utilizar únicamente objetos. El objeto se convierte en la abstracción en software de la realidad, cuando escribimos software estamos plasmando nuestras idea, nuestros conceptos, en código. Código que se ejecuta en máquinas y a su forma «vive» sobre esta con sus comportamientos y su interacción entre objetos. Estamos creando en este caso un mundo de las ideas sobre silicio, estamos proyectando nuestra mente en software. ¿Pero con qué finalidad? Trasladar esas ideas a otras personas ¿Cuál si no es el objetivo del software? Para ésto, como títeres en la caverna de la máquina, proyectaremos estas ideas sobre la pantalla y el altavoz, esperando que el usuario entienda nuestras ideas o simplemente las utilice en un propio beneficio. Se dice que el código almacena el conocimiento, no solo esto, además lo puede transmitir en sus dos representaciones, en su ejecución sobre una máquina como acabamos de ver y en una más básica, la lectura directa del código.

Y con esto llegamos directamente al lenguaje, porque cualquier lenguaje de programación no es más que otro tipo de lengua como el alemán o el italiano, pero con un vocabulario muy básico, las librerías, frameworks y en general el software orientado a objetos se encargan de alimentar ese vocabulario, creando una correspondencia directa entre palabras, ideas y software. Algo mágico tiene el lenguaje, sin el que el pensamiento conceptual tendría sentido, el ser humano no deja de crear y crear lenguas para comunicarse de distintas formas. Entonces mi duda es, ¿El lenguaje es una representación del mundo de las ideas del que hablaba Platón? ¿O, realmente los lenguajes SON es ese mundo de las ideas?

No veo poca diferencia entre estas dos preguntas, en el segundo caso la inteligencia artificial se podría conseguir aumentando el vocabulario sobre la máquina hasta que acoja el universo entero, en el primero aún deberíamos buscar el origen de todos los lenguajes, remontar el río hasta la fuente de la inteligencia. Otra opción es negar la mayor, porque el platonismo es hegemónico en nuestra civilización, es muy difícil de negar y siempre nos vamos a encontrar con ciertas verdades universales irrebatibles. Pero, ¿a dónde podemos llegar si desmontamos la teoría de una realidad abstracta sobre todos nosotros?

«Platón y la programación orientada a objetos» recibió 0 desde que se publicó el sábado 30 de septiembre de 2017 dentro de la serie «» . Si te ha gustado este post quizá te gusten otros posts escritos por Carlos Sanmartín.

Deja un comentario

Si no tienes todavía usuario puedes crear uno, que te servirá para comentar en todos los blogs de la red indiana en la
página de registro de Matríz.